Crecer con valores…

Nos preguntamos muchas veces por qué es importante y necesario que eduquemos a nuestros hijos a través de los valores. Educar a nuestros hijos para que aprendan a dar valor a algunas conductas y comportamientos les ayudará a convivir de mejor manera y a sentirse bien en el ambiente en que se encuentren. 

Los valores son las reglas de conducta y actitudes según las cuales nos comportarnos y que están de acuerdo con aquello que consideramos correcto. Al nacer, los niños no son ni buenos ni malos. Con la ayuda de sus padres, educadores y de los que conviven con ellos, aprenderán lo que está bien y lo que está mal decir, hacer, actuar, vivir.

Pero, ¿cómo educar a los hijos en valores? Los niños aprenden con el ejemplo. El ejemplo que dan sus padres en su forma de relacionarse con los demás, de pedir las cosas, de compartir mesa, asiento, de cooperar, de ayudar a los demás, de defender, de reclamar, de tolerar y aceptar. Si los padres no tienen paciencia con su hijo, ¿qué creen que el niño va a aprender? La responsabilidad que tienen los padres en la transmisión de los valores a sus hijos es crucial.

Algunas valores y cómo aprenderlas:

Amabilidad: Ser amable significa ser digno de ser amado, ser cariñoso, afectuoso, gentil, cortés, agradable, servicial, afable, incluso gracioso y risueño. También es ser atento, brindar atención y respeto sobre todo a los menos aptos, desvalidos, y necesitados.
El juego de roles, en el que es posible modelar las más diversas situaciones en las que esté implícito el ser amable y cortés, es una de las vías más importantes para que los niños interioricen este valor. Pero no hay nada más efectivo que el ejemplo del adulto para enseñar las normas de la amabilidad; por eso los padres deben ser modelos a imitar de estas cualidades.
El niño puede aprender a ser amable cuidando de su cuerpo y de su imagen (lavándose las manos antes de comer, cepillando los dientes después de cada comida, alimentándose bien, etc.) y considerando a los demás (saludando a las personas conocidas, demostrando afecto a los compañeros de la escuela y a los amigos, llevando algún regalo a la profesora, compartiendo su material escolar, jugando sin peleas con sus compañeros, dando de comer a su mascota, agradeciendo a su madre por la deliciosa comida, acompañando a sus padres a la compra, ofreciendo ayuda cuando alguien la necesita).

testarudo-nino

Obediencia: La obediencia es una actitud responsable de colaboración y participación, importante para las buenas relaciones, la convivencia y las tareas productivas. La acción de obedecer es aquella en la que se acatan normas, órdenes, reglas y comportamientos. La obediencia no se determina por el afecto que puedas tener hacia la persona que autoriza, manda o pide, se concentra en realizar la tarea o cumplir el encargo que se te encomienda, sin pedir nada a cambio.

El niño puede aprender a ser obediente:
Sabiendo qué es lo que sus padres o profesores quieren
– Conociendo la satisfacción que su obediencia producirá
– Sabiendo el por qué y el valor de cada orden
– Teniendo claras sus obligaciones y deberes
– Con una enseñanza sistemática de todas sus actividades
– Teniendo reglas en casa y en la escuela
– Cuando siente la aprobación de sus padres cuando es obediente
– Con las experiencias de sus padres
– Cuando siente que con la desobediencia no consigue lo que quiere

Tolerancia: Ser tolerante es lo mismo que ser respetuoso, indulgente y considerado con los demás. Es una cualidad personal que se define como el respeto a las ideas, creencias o prácticas de los demás, aunque sean diferentes o contrarias a las nuestras. Ser tolerante es ser condescendiente y permisivo con alguien a causa de las circunstancias que medien, es no impedir que haga lo que éste desee, es aceptar y admitir la diferencia o la diversidad.
La tolerancia juega un papel muy importante en las relaciones de los niños con sus iguales y con su familia. Es importante que ellos escuchen las ideas y las opiniones de sus amiguitos, que acepten sus criterios aunque sean distintos a los suyos, y que consigan ponerse de acuerdo con sus compañeros durante un juego, en alguna actividad o en un aula. La tolerancia les ayuda a que tengan una buena integración en un grupo o equipo.

El niño puede aprender a ser tolerante:
– Cuando sus padres también lo sean
– A través de cuentos e historias
– Por las actividades que desarrolla
– A través de los juegos
– En la convivencia con los demás niños
– Aprendiendo a respetar las diferencias
– Conociendo diferentes culturas
– A través de los viajes en familia
– Conociendo los beneficios de la conciliación, de la paz
– Compartiendo, sin pelear
– Aprendiendo a no burlarse de los demás

Honestidad: La honestidad es uno de los valores mas importantes en la formación de la personalidad y el carácter de los niños. Es la base de sus relaciones con los demás. Una persona honesta atrae la confianza y el respeto de los demás. ¿Qué podemos hacer para conseguir que nuestros hijos sean honestos con nosotros, con demás familiares y amigos?
La honestidad atrae honestidad. Así que lo primero que deben hacer los padres y educadores es predicar este valor con el ejemplo. Es hacer lo que se puede y no lo que no se puede, por ejemplo. Es hacer lo que se dice y no decir y prometer para luego no cumplir.
– Formar nociones, conocimientos, habilidades, sentimientos y emociones, vivencias y experiencias que los lleven a ser honestos.
– Enseñar a los niños a que sean honestos consigo mismos. Llevarles a conocer sus limitaciones, sus virtudes y defectos, y su conducta.
– Hacer conocer a los niños que un comportamiento honesto genera buenos amigos y un reconocimiento moral positivo en los demás.
– Ser honesto es esforzarse por hacer algo útil en beneficio de los demás, sin esperar nada a cambio.
– Ser honesto es respetar a los demás, es no apropiarse de lo ajeno, es ser sincero en la relación con el otro, es no mentir y siempre decir la verdad, por más dura que sea.
– En la escuela, los profesores pueden invitar a los niños a hacer dibujos o a pintarlos y colorearlos en que se destaque la ayuda a otras personas.
– Los niños pueden interiorizar ejemplos de honestidad a través de la conversación, la observación y del juego con sus padres, hermanos y educadores.
– Por cada conducta honesta que desarrollen los niños, habría que saber premiarlas a su tiempo. El premio puede reforzar esta conducta en los niños.
– Hablar a los niños sobre las consecuencias de la deshonestidad. Una persona deshonesta puede sufrir de soledad, de ansiedad, de ser tachado de mentiroso, de no tener amigos ni la confianza de los demás.

liar pinocho mentira nariz (1)

Enseñar valores a través de lo cuentos:

Los cuentos son un instrumento magnífico para el aprendizaje de valores, pues los niños se involucran fácilmente con los personajes de las historias, entienden su vocabulario, tienen problemas comunes y pueden aprender a resolverlos como hace el protagonista de ese relato que le lees cada noche.

Estos son algunos de los valores más importantes que querrás enseñar a tus hijos y los cuentos con los que puedes lograrlo.
Tolerancia: El patito feo representa muchos de los prejuicios que la gente tiene contra los que son diferentes y, al tratarse de un relato tierno, fomenta la sensibilidad. El ejemplo de Dumbo y cómo se gana el respeto de todos con trabajo y esfuerzo también puede servir.
Colaboración: Las frecuentes peleas de los niños cuando tienen que trabajar en grupo hace más que necesario enseñarles a ayudarse. Hansel y Gretel lograron derrotar a la bruja trabajando juntos y en El Mago de Oz sus protagonistas han de ayudarse para lograr lo que desean.
Esfuerzo: Es el valor más difícil de interiorizar para los pequeños, que suelen preferir actividades y recompensas a corto plazo. El cuento de Los tres cerditos o la fábula de La cigarra y la hormiga les mostrarán lo que se puede conseguir siendo trabajador.
Sinceridad: Hasta los seis u ocho años un niño no es capaz de distinguir claramente la verdad de la mentira y usarla en beneficio propio. Pinocho y el protagonista de Pedro y el lobo sufrieron continuas desgracias por culpa de las mentiras que contaban. Con Pinocho también aprenderá el perdón, la responsabilidad o la importancia de obedecer a la voz de la conciencia.
Prudencia: Templanza, cautela, moderación es lo que enseñan Juan sin miedo y Pulgarcito, que solos son capaces de vencer sus miedos y de engañar a un gigante.
Amor: Aunque los niños sienten un amor incondicional por sus padres y familiares, los dos cuentos infantiles románticos por excelencia, El soldadito de plomo La Bella y la Bestia, le enseñarán que también se puede amar sin medidas a alguien que no es de tu familia.

Algunos juegos para aprender valores:

El espejo: Hay que imitar las acciones, las caras y los movimientos de un compañero y preguntarle qué ve. Después se cambian los roles.
Objetivo: Percibir la imagen que damos a los demás. Conocer el esquema y la imagen corporales interna y externa.

El lazarillo: Separarse en grupos de al menos dos personas cada uno. Se vendan los ojos de uno de los participantes y el otro tiene que llevarlo sin decirle nada. El chico con los ojos vendados puede darle la mano a su lazarillo, o sólo ponerla sobre su hombro, y dejarse guiar hacia un lugar, como una silla donde se depositaron papelitos u otros materiales. Luego hay que volver con los papelitos hasta el lugar desde donde se partió. Después se cambian los roles. El equipo que lo hace más rápido gana.
Objetivo: Favorecer la integración y la confianza en el otro. Conocer y generar empatía con los no videntes para que comprendan a las personas con capacidades diferentes.

Fuentes: www.guiainfantil.comwww.materna.com.arwww.guiadelnino.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s